DIPSA (Distribuidores Internacionales de Petróleo, S.A.)

Suplidores de combustibles derivados del petróleo, lubricantes, aceites y grasas industriales y automotrices de última generación, empleados para diversos usos y fines, DIPSA provee al sector industrial y comercial de productos de alto rendimiento operativo. Nuestros servicios de alta calidad operativa garantizan una cadena de distribución diligente y confiable que cubre todo el país.

En la actualidad DIPSA cuenta con siete estaciones de servicios a nivel nacional y varios nuevos proyectos en fase de ejecución que permitirán incrementar la presencia de su marca Coastal en todo el territorio nacional.

Sus servicios en el área comercial son claves para satisfacer las necesidades y requerimientos de la cartera de clientes que crece a cada momento. Con su principal objetivo de suplir o exceder las expectativas y las necesidades de combustibles y lubricantes en general para las empresas, industrias y residencias, DIPSA también se encarga de la construcción y equipamiento de las instalaciones para la recepción y almacenamiento de combustibles no importa el tamaño que sea requerido.

El entrenamiento a nuestro personal, ofrecer precios y condiciones competitivas, y cada vez ser más eficientes en el trato a nuestros clientes, han sido la clave para ir alcanzando las metas de liderazgo que nos hemos propuesto.

DIPSA cuenta con una fuerza de ventas directa que supera las 30 personas que se unen al departamento de servicios al cliente para ofrecer los mejores y más profesionales servicios en
materia de combustibles. El esfuerzo de esta organización le ha permitido a DIPSA sobrepasar las ventas de un millón de barriles en combustibles y más de mil barriles en lubricantes.

Con más de 30 unidades de transporte, DIPSA está preparada para suplir los pedidos de los clientes en el menor tiempo del mercado, cumpliendo a requerimiento, con despachos en menos de 12 horas y teniendo un estándar normal de 24 horas para entrega de pedidos.

Además de estas ventajas, se une la facilidad única en el mercado de combustibles de República Dominicana, de poseer nuestra propia terminal de importación de combustibles blancos, la cual está ubicada en la ciudad de San Pedro de Macorís.